ALMA y otros telescopios en el mundo han fotografiado un agujero negro

0
1186
Imagen tomada del diario Elpais.com

En esta estación de telescopios en América Latina, mas exactamente en el desierto de Atacama, en Chile, provoca pensar que hemos de encontrar respuestas a las inquietudes provocadas en este maravilloso universo que no conocemos. La ciencia ha de contarnos un día todo lo que sabe de este maravilloso mundo que es el Cosmos mismo.

https://hipertextual.com/2015/12/observatorios-astronomicos

mitchell13Cuando me encuentro con estos temas tan inalcanzables, me encuentro con palabras y personas que inspiran a seguir buscando. Continuar con esa fantástica manera de encontrar documentos capaces de hacernos comprender lo inspirador que es el saber.
http://www.ciouritorco.org/2017/07/11/edgar-mitchell/
Y aquí la voz del astronauta Edgar Mitchell, cuando nos dice: El Universo es tan complejo que es difícil entenderlo. Gracias al ingreso de los conceptos de la Mecánica cuántica y la holografía cuántica podemos llegar a comprenderlo

http://www.telescopios.org/Observatorios_Mundo.htm

Hace algunas semanas terminando de leer el libro GOG del autor Juan José Benítez, que como novela nos sumerge en documentación claramente comprensible en el mundo de la ciencia, inspira a evitar abandonarnos en la ignorancia. Así, esta noticia convoca a revisar todo lo que a su alrededor podemos explorar para comprender el mundo de la documentación en todo su contenido

Han fotografiado un agujero negro. Y como es? Vuelve en escena nuevamente Albert Einstein. Es notorio como este científico  que en la observación fue encontrando respuestas lógicas y por sentido común a conceptos que hoy comenzamos a entender y darle el sentido mas exacto: los espacios tiempos, a los multiversos y al esta fascinante mecánica cuántica a la que nos estamos sumergiendo lentamente y a la vez precipitadamente, depende de como lo leemos
https://www.clarin.com/sociedad/albert-einstein-predijo-agujero-negro-murio-confirmar-teoria_0_ipPTEsmCC.html
La existencia de agujeros negros es una de las predicciones de la Teoría de la Relatividad General. Albert Einstein formuló una primera teoría de la relatividad, más “sencilla”, en 1905, y 10 años más tarde publicó una versión más compleja en la que incorpora la gravitación. Ahí, el físico alemán describió la gravedad como una propiedad geométrica del espacio-tiempo.

https://www.youtube.com/watch?time_continue=24&v=igx_aFzcAC4

Un agujero negro supermasivo, lo más parecido al Ojo de Mordor que hay en una galaxia, ha sido fotografiado por una comunidad de astrónomos que viven en la apacible comarca del Sistema Solar. La imagen, hecha pública a las 15.07 (hora española) por el consorcio Event Horizon Telescope (EHT), confirma la existencia de estos desconcertantes astros predichos por la teoría de la relatividad general de Albert Einstein y ayudará a aclarar cómo funcionan. Además, permitirá poner a prueba por primera vez las predicciones de la teoría de la relatividad en las condiciones de gravedad extrema de un agujero negro supermasivo.

https://www.lavanguardia.com/ciencia/fisica-espacio/20190410/461578457069/agujero-negro-supermasivo-primera-imagen-event-horizon-telescope-video-seo-lv.html
AGUJERO NEGRO: segun wikipedia
Un agujero negro es una región finita del espacio en cuyo interior existe una concentración de masa lo suficientemente elevada y densa como para generar un campo gravitatorio tal que ninguna partícula material, ni siquiera la luz, puede escapar de ella. Sin embargo, los agujeros negros pueden ser capaces de emitir radiación, lo cual fue conjeturado por Stephen Hawking en la década de 1970. La radiación emitida por agujeros negros como Cygnus X-1 no procede del propio agujero negro sino de su disco de acreción.

 Simulación de lente gravitacional por un agujero negro que distorsiona la luz proveniente de una galaxia en el fondo.
Agujero Negro - Sandra Abigail Pérez González.
Agujero Negro – Sandra Abigail Pérez González.

La gravedad de un agujero negro, o «curvatura del espacio-tiempo», provoca una singularidad envuelta por una superficie cerrada, llamada horizonte de sucesos. Esto es previsto por las ecuaciones del campo de Einstein. El horizonte de sucesos separa la región del agujero negro del resto del universo y a partir de la cual ninguna partícula puede salir, incluyendo los fotones. Dicha curvatura es estudiada por la relatividad general, la que predijo la existencia de los agujeros negros y fue su primer indicio. En la década de 1970, Stephen Hawking, Ellis y Penrose demostraron varios teoremas importantes sobre la ocurrencia y geometría de los agujeros negros.3 Previamente, en 1963, Roy Kerr había demostrado que en un espacio-tiempo de cuatro dimensiones todos los agujeros negros debían tener una geometría cuasiesférica determinada por tres parámetros: su masa M, su carga eléctrica total e y su momento angular L.

Se conjetura que en el centro de la mayoría de las galaxias, entre ellas la Vía Láctea, hay agujeros negros supermasivos.
El 11 de febrero de 2016, las colaboraciones LIGO, Interferómetro Virgo y GEO600 anunciaron la primera detección de ondas gravitacionales, producidas por la fusión de dos agujeros negros a unos 410 millones de pársecs, megapársecs o Mpc, es decir, a unos 1337 millones de años luz, mega-años luz o Mal de la Tierra.5 Las observaciones demostraron la existencia de un sistema binario de agujeros negros de masa estelar y la primera observación de una fusión de un agujero negro binario. Anteriormente, la existencia de agujeros negros estaba apoyada en observaciones astronómicas de forma indirecta, a través de la emisión de rayos X por estrellas binarias y galaxias activas.
La gravedad de un agujero negro puede atraer al gas que se encuentra a su alrededor, que se arremolina y calienta a temperaturas de hasta 12 000 000 °C, esto es, 2000 veces mayor temperatura que la superficie del Sol.
El 10 de abril de 2019, el consorcio internacional Telescopio del Horizonte de Sucesos presentó la primera imagen jamás capturada de un agujero negro supermasivo ubicado en el centro de la galaxia M87.

Imagen presentada por elpais.comLa noticia me motiva alcanzarla en este blog ampliando documentación. Por ejemplo: el saber que hay varias estaciones de telescopios mirando el Cielo como ALMA en la confirmación de teorías provocadas por físicos que incansablemente tendrán tanto para contarnos. Y hoy podemos darnos el lujo de explorar en los medios que la internet nos permite. Alma en América Latina es un proyecto multinacional, en el que se encuentran físicos y astrónomos, profesionales de diferentes partes del planeta y que varios países como institución se unen al proyecto mismo.

En este documental pueden dar un vistazo al conocer mas de ALMA . Y como dice la noticia que acompaña esta reflexión, en el planeta se encuentran varias centrales de telescopios dirigidos a observar el cielo con una tecnología impensada para nosotros y tan fascinante,  capaz de hacernos tan infinitamente pequeños y a la vez capaces de hacer por nosotros mismos mas de lo que estamos haciendo.

Los sonidos corresponden a una sonorización de espectros astronómicos captados por el Observatorio Astronómico ALMA en dirección de la nebulosa de Orión como parte de las observaciones de verificación científica efectuadas el día 20 de enero de 2012 usando 16 antenas. A partir de este registro, el astrónomo de ALMA, Antonio Hales, y el ingeniero del Departamento de Astronomía de la Universidad de Chile, Ricardo Finger, crearon una sonorización de estos datos asociando una tonalidad diferente a cada una de las líneas espectrales emitidas por las moléculas presentes en la nebulosa de Orión. De este modo las frecuencias e intensidades de cada línea molecular, son convertidas en un espectro sonoro que mantiene las frecuencias e intensidades relativas del espectro proveniente desde el espacio. Los sonidos rescatados se han separado en 3 grupos según sus frecuencias: Altos, Medios y Bajos.

<a href=”https://www.bbc.com/mundo/noticias-47880446″>https://www.bbc.com/mundo/noticias-47880446</a>

<a href=”https://elpais.com/elpais/2019/04/10/ciencia/1554906802_123817.html”>https://elpais.com/elpais/2019/04/10/ciencia/1554906802_123817.html</a>

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingresa tu comentario!
Ingrese su nombre aquí